En nuestra residencia, uno de los alojamientos universitarios Madrid más prestigiosos, sabemos lo importante que es para los estudiantes controlar los nervios en época de exámenes. Queremos compartir nuestros años de experiencia en alojamientos universitarios Madrid con unos trucos que les ayudaran a superar con éxito la tensión que generan los exámenes.

El estudiante debe preparar y planificar el tiempo de acuerdo a unos horarios realistas. Debe organizar sus horas de estudio de manera tal que pueda preparar y repasar los contenidos.

No se recomienda hacer todo el esfuerzo el día antes del examen y menos aún la noche antes. Lo mejor es intentar estar tranquilo y realizar alguna actividad física moderada o practicar alguna actividad social para reducir la ansiedad. Se recomienda tomar alimentos que ayuden a aumentar la memorización durante el período de exámenes, tales como la soja, el aguacate, las hortalizas, las nueces, las almendras y el pescado. Los productos que contienen cafeína consiguen mantenernos despiertos durante muchas horas, pero no es nada aconsejable tomarlos el día antes del examen. Y, lo más importante es dormir ocho horas la noche anterior a la prueba, para tener la mente despeada y el cuerpo descansado.

El día del examen no es bueno ir en ayunas, se aconseja tomar un pequeño zumo de fruta o de vegetales y no tomar alimentos que contengan mucho azúcar. Mentalmente, el estudiante debe intentar pensar en el examen como en una recompensa a su esfuerzo y una liberación de la tensión. Lo mejor es llegar pronto y practicar alguna técnica de respiración y relajación antes de entrar al examen.

Durante el examen se deben leer con cuidado las instrucciones y las preguntas. Si se queda “en blanco” ante una pregunta, se recomienda saltar a otra e intentar distribuir el tiempo para contestar todas las preguntas.